barniz ignifugo

BARNIZ IGNÍFUGO: UN MATERIAL MUY IMPORTANTE Y POCO CONOCIDO

Los barnices ignífugos ofrecen un acabado similar en comparación a los barnices comunes, pero al estar hechos de resinas que no arden, brindará a las superficies una mayor resistencia al contacto con el fuego. Son duraderos y resistentes con el pasar del tiempo, además resisten los golpes, e incluso la humedad. Hoy conocerás más sobre este producto, sus características y la manera correcta de aplicarlo.

Calidad del material:

El barniz ignífugo contiene productos químicos, normalmente resinas, que al entrar en contacto con el calor producido por el fuego, se convierte en una espuma que recubre la superficie de madera para protegerla gracias a que no deja pasar el calor, consiguiendo frenar la acción destructora del fuego y evitar la propagación del incendio; aunque no impide que la madera se queme. Aparte de ser aplicables en los muebles del hogar, puedes proteger tus puertas, ventanas, suelos y vigas de madera.

Aplicación:

Para comenzar, limpia la madera donde aplicarás el barniz, esta debe quedar libre de polvo, grasa o restos de otros productos. Luego lija la superficie hasta que quede lo más lisa posible. La cantidad de barniz a utilizar, dependerá de la superficie en donde se aplicará. Usa un rodillo para sitios mayores como planchas de triplay, y para espacios pequeños, usa una brocha pequeña. Se recomienda utilizar como mínimo dos manos para garantizar un buen resultado, deja un día entre mano y mano para asegurar un buen secado.

COTIZACIÓN (00) productos Productos a cotizar